Comprar fruta: 6 consejos para una elección perfecta. 4 – El emplazamiento y el tendero.

Con esta cuarta entrada terminamos la serie de consejos para comprar fruta con buen criterio. Hemos hablado del aspecto, de la madurez de la fruta y su origen, y del precio y la calidad.

colocacion-berenjena

La chirimoya es una fruta delicada y se coloca en una capa. Las alubias verdes y las berenjenas permiten otras disposiciones.

Finalizamos con otros puntos a tener en cuenta a la hora de comprar frutas y verduras que se refieren a la ubicación del producto en el escaparate y su forma de exposición, así como el papel que desempeña el tendero para ayudarnos a elegir mejor.

 

La colocación de las frutas en el escaparate.

A bote pronto, esto puede parecer algo sin importancia. Veremos si es así o no.

¿Elegirías unos champiñones situados tan cerca de las lechugas que las hojas de éstas caen sobre ellos? ¿O unas uvas desparramadas y mosteadas? Las frutas y verduras son productos delicados que hay que tratar con cariño, y una colocación inapropiada en un escaparate denota falta de profesionalidad y provoca un deterioro más rápido de los alimentos. Su emplazamiento en el punto de venta no debe tener únicamente en cuenta llamar la atención de posibles clientes, sino la conservación adecuada. Las frutas del mismo tipo deben estar apiladas según corresponda a su fortaleza o fragilidad.

cherrys

Los tomates Cherry pueden apilarse en mayor cantidad por su poco peso.

Veamos algunos ejemplos y puntos a considerar:

  • Si se trata de una fruta delicada o ya madura debe presentarse en una capa -dos como mucho- o bien acomodarla adecuadamente en la caja.
  • Si hay varias capas apiladas, la inferior debe mostrar tanto frescor como la primera.
  • Las legumbres deben estar alejadas de humedades y, por tanto, convenientemente separadas de las verduras.
  • Es apropiado que los plátanos no estén dispuestos en una pila demasiado grande pues se rozarán mucho los de abajo. Por este motivo, en algunos sitios todavía aparecen colgados de una cuerda.
  • Las sandías y melones abiertos deben estar situados de forma que su parte blanda mire hacia el exterior.
  • Las ciruelas han de manipularse lo menos posible para evitar eliminar el polvo que las recubre puesto que favorece su conservación. Además, es mejor no apilar grandes cantidades.

Observar todo esto indica una manipulación correcta y preocupación por la calidad.

 

granny-una-capa

Las manzanas pueden apilarse sin problemas. Aquí vemos unas Granny en una capa debido a su categoría y tratamiento con cera. Además de lucir mejor, favorece su conservación.

Hasta aquí hemos repasado una serie de sugerencias que pueden sernos útiles a la hora de elegir nuestras frutas y verduras. Para finalizar, me gustaría proponer otra que me parece importante y, como frutero, me atañe más directamente: seguir los consejos de la persona que te atiende. Si algo diferencia de forma más acusada al comercio tradicional frente a las grandes superficies es su grado de especialización, el trato personal y la confianza que puede ofrecer al cliente. Normalmente, el tendero va a recomendar al cliente aquello que cree que le puede interesar, para que se vaya satisfecho y vuelva. Si se es buen profesional y el cliente le da la oportunidad, se acabarán conociendo sus gustos con un alto grado de acierto.

Dejarse aconsejar.

Del mismo modo que un electricista sabe más que el resto de electricidad, quien más sabe de frutas y verduras es el frutero. Si acudimos a un profesional especializado para que nos ayude con algo que desconocemos, para cubrir nuestras necesidades de alimentación en frutas la mejor opción es acudir a un frutero. Para algunos que nos dedicamos a esto, la fruta no es solo un producto que vender: debe ir acompañado de un servicio que trata de proporcionar lo más adecuado a cada cliente. Tratamos a las frutas con cariño para que estén en las mejores condiciones posibles y el cliente encuentre lo que busca con respecto a sus preferencias. En este contexto, plantear cualquier duda que se tenga podrá derivar en una compra más acertada si se siguen las indicaciones del profesional.

Esta dedicación al cliente proviene de un modo de entender el negocio. Algunos modelos priman la alta rotación a precios bajos, y probablemente quepa esperar una atención menos personalizada. Deberá tenerse en cuenta qué es más importante para cada uno a la hora de elegir un establecimiento frente a otro, pero, en cualquier caso, considero que hay que exigir unos mínimos para obtener una buena satisfacción.

Y aquí termina la serie de posts que ha pretendido orientarte para que encuentres más fácilmente las frutas que necesitas. Espero que estas sugerencias te sean de utilidad para tener más probabilidades de acertar con tu compra de frutas y verduras.

Recomendado para observadores inquietos.

Aquí tienes el resto de entradas sobre los consejos para comprar frutas:
Primera parte: el aspecto.
Segunda parte: el grado de madurez y el origen.
Tercera parte: la calidad y el precio.

¿Eres tan amable? Comparte, gracias 🙂

Nos encantará escucharte

Deja un comentario