Frutas dulces para no amargarte la vida. Mi preferida, la breva.

Las frutas dulces se definen claramente por su adjetivo y forman parte de un tipo de clasificación de las frutas que proviene de la frutoterapia. Ésta es una disciplina alternativa que se dedica al estudio de las propiedades de las frutas y sus beneficios para la salud. Pero al margen de estudios más o menos serios, confusos, o científicamente válidos está claro que no necesitamos un laboratorio para determinar si una fruta es dulce o no.

frutas-dulces

 

Clasificación

 

Según esta clasificación, habría frutas dulces, ácidas, semiácidas y neutras. Así, las frutas dulces serían aquellas que no contienen ácidos, según algunas fuentes. Suelen hacer hincapié en no mezclar frutas que pertenecen a categorías distintas porque podrían provocar náuseas, dolores de cabeza o diarrea, entre otros síntomas. O sea, que tendríamos que prescindir de comer macedonia de frutas ya que en esta receta fácil frecuentemente incorporamos frutas de distintos tipos como la naranja (ácida) con la pera (dulce), y otros preparados como un zumo de frutas variadas.

Aceptando el hecho de que distintas personas reaccionan de forma diferente a la ingesta de determinados alimentos, me parece una estupidez generalizar sobre unos supuestos síntomas negativos al mezclar distintos tipos de frutas. Conozco personas que tienen alergia a las frutas, otras que no toleran una variedad concreta o que simplemente no pueden comer algunas porque padecen diabetes. Pero la gran mayoría de personas que conozco no han tenido nunca los problemas mencionados por mezclar frutas del modo que afirman en algunos sitios. Al final se trata de comprobar por uno mismo aquello que sienta bien o mal y tener en cuenta que las cantidades que se consumen y la frecuencia con que se hace puede ser un factor determinante. Y, por supuesto, nadie mejor que un médico para asesorar al respecto.

 

Qué hace dulce a una fruta

 

Las frutas dulces tienen una mayor cantidad de azúcares como la fructosa y la glucosa. Estos dos componentes forman la sacarosa o azúcar común, que se obtiene principalmente de la remolacha y de la caña de azúcar. La fructosa ha generado polémica de un tiempo a esta parte al relacionarla como causa originaria de la obesidad y tampoco se le considera un edulcorante recomendado para personas diabéticas. Para conocer alguna recomendación de frutas dulces para diabéticos lo mejor es consultar a un médico; él sabrá qué frutas se pueden comer y cuáles no, las cantidades, o si ha de prescindirse de cualquier tipo de fruta. Igualmente debe consultarse al especialista para casos concretos como alimentación para bebés, ancianos, personas con alguna enfermedad o cualquier situación personal que requiera o pueda requerir de una atención médica personalizada.

15 frutas dulces para agradar al paladar

 

Finalmente terminamos con una lista de algunas de las frutas naturales más dulces ordenadas de más a menos según mi criterio.

 

Hay que tener en cuenta que el grado de madurez es muy importante en general para el dulzor de la fruta. Aunque no todas las frutas son más dulces cuanto más maduran, el proceso de maduración hace que disminuya la acidez y los almidones se transformen en azúcares. Asimismo influye la variedad, el terreno de cultivo y la época del año. Solo queda disfrutarlas 🙂

Recomendado para golosos empedernidos.

¿Eres tan amable? Comparte, gracias 🙂

Nos encantará escucharte

Deja un comentario