Las frutas y verduras de temporada nos benefician.

Comer frutas y verduras de temporada es una buena idea por muchas razones. Estamos acostumbrados a tener prácticamente cualquier variedad de fruta durante todo el año y eso hace que muchas veces digamos lo insípida que es la fruta. Pero ésto no se debe sólo a los pesticidas o métodos de cultivo modernos. Veamos las razones para consumir frutas y verduras de estación y a qué época del año corresponden las variedades más comunes.

verduras-y-frutas-de-temporada

 

Disponibilidad de las frutas y verduras

 

 Podemos disponer de casi cualquier fruta y verdura todo el año debido a que el alcance de la tecnología llega a todas partes, incluido por supuesto, el mercado alimentario. Las grandes cámaras frigoríficas, los procesos de almacenamiento, la rapidez del transporte, las atmósferas controladas y la recolección de las frutas verdes para luego madurarlas artificialmente son los principales factores que permiten almacenar durante mucho tiempo estos productos frescos para su posterior distribución a lo largo del año.

Obviamente, no todas las frutas pueden conservarse el mismo periodo de tiempo debido a sus características. Y mucho menos las verduras, puesto que son bastante más frágiles en general. Pero el entramado tecnológico disponible actualmente nos pone en bandeja las frutas y verduras que se nos antojen casi en cualquier momento.

 

Por qué elegir preferentemente frutas y verduras de temporada

 

Las razones son varias y con peso suficiente como para considerarlas. No quiere decir que desechemos aquellas que no lo son sino que tengamos presentes las cualidades que nos otorga la temporalidad, sobretodo teniendo en cuenta que si bien podemos tener casi cualquier fruta y verdura disponible todo el año, no ocurre con algunas variedades concretas cuyo periodo óptimo de consumo es muy breve.

frutas-y-verduras-de-temporada

 

Motivos para elegir frutas y verduras de estación:

 

  1. La frescura.

    Es uno de los motivos principales para optar por este tipo de frutas y verduras. Siempre serán más frescas en su época de recolección y consumo que si termina su temporada y las seguimos consumiendo porque se han conservado en cámaras frigoríficas (es lo que comúnmente conocemos como “de cámara”). Sin duda, las frutas de estación tienen la frescura garantizada.

  2. El sabor.

    Aunque determinados tipos de frutas y hortalizas como las manzanas y las lombardas soportan bien el paso del tiempo, no cabe duda que un producto fresco “del momento” es más sabroso. Es cierto que en el sabor influyen otros factores pero la temporada natural del alimento es sumamente importante.

  3. Los nutrientes.

    Una de las cosas que más valoramos en el consumo de frutas y verduras son las vitaminas y fibra que suministran a nuestro organismo, y éstos disminuyen con el paso del tiempo. El almacenamiento prolongado hace que pierdan algunas de sus propiedades así como su cantidad de agua, y ésto es fácil reconocerlo en cuanto lo comemos.

  4. La calidad.

    Íntimamente ligada a los puntos anteriores está la calidad de estos alimentos frescos. Lógicamente, la pérdida de frescura, sabor y nutrientes implica un deterioro de la calidad, muy visible también en el aspecto.

  5. El precio.

    Algunos de los productos que compramos fuera de temporada no son productos almacenados sino de importación, por lo cual su precio es mucho más elevado. Aprovechar la temporada significa también ahorrar dinero si compramos artículos del país donde residimos. Aunque esta premisa no siempre es cierta debido a los movimientos del santo mercado y a que, normalmente, la primera cosecha suele ser más cara para el consumidor. Por ejemplo, las primeras nectarinas tienen un precio muy elevado que posteriormente irá disminuyendo, a la vez que aumenta su calidad. Por otro lado, algunos productos de temporada locales son más caros precisamente porque su frescura y sabor son demandados y/o su producción es baja.

  6. La economía.

    Para terminar, un punto que es importante para muchas personas pero que desconocen otras tantas, es lo que representa económicamente el consumo local de frutas y verduras. Ya se trate del país, de la región o de la localidad, comprar frutas autóctonas supone una mejora de la economía del entorno. Tan simple como eso y tan importante a la vez.

El calendario de temporada de las frutas y verduras puedes verlo a continuación:

Calendario de frutas y verduras de temporada.

Recomendado para quien se pierde en una tienda.

¿Eres tan amable? Comparte, gracias 🙂

Nos encantará escucharte

Deja un comentario